China pide a Trump no vincular relación comercial con pleito norcoreano

    China pide a Trump no vincular relación comercial con pleito norcoreano

    57
    0
    Compartir

    China instó este lunes a Estados Unidos a no vincular el tema nuclear en Corea del Norte con las relaciones comerciales entre las dos potencias, después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, acusara a Pekín de inacción frente a Pyongyang.

    “Consideramos que el problema nuclear norcoreano y los intercambios comerciales entre China y Estados Unidos son dos temas distintos, que forman parte de ámbitos completamente diferentes”, afirmó el viceministro chino de Comercio, Qian Keming, durante una conferencia de prensa.

    Estos asuntos “no deben ser tratados conjuntamente”, insistió.

    “Las relaciones comerciales sinoestadounidenses, en conjunto, son mutuamente beneficiosas” para los dos países y “Estados Unidos ha sacado gran provecho del comercio bilateral y de las cooperaciones en términos de inversiones” cruzadas, añadió el viceministro.

    Este alto responsable respondía a la acusación que Donald Trump hizo a través de Twitter el sábado en la que parecía agitar el fantasma de las represalias contra Pekín al que acusó de hacer demasiado poco frente a Corea del Norte, tras un nuevo lanzamiento de misil balístico intercontinental de Pyongyang.

    “Estoy muy decepcionado con China (…) No hacen NADA por nosotros con Corea del Norte, solo hablar”, tuiteó el mandatario. “No permitiremos que esto continúe. ¡China podría resolver este problema fácilmente!”.

    En varias ocasiones Trump instó a China a frenar las aspiraciones de su vecino, pero Pekín, que interrumpió sus importaciones de carbón norcoreano, cree que la única solución posible es el diálogo.

    China, principal aliado de Pyongyang, condenó por su parte el lanzamiento del viernes, apelando al régimen a respetar las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y la moderación a “todas las partes”.

    Por su parte, el Secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, estimó que como “apoyos económicos del programa nuclear balístico” de Pyongyang, Pekín y también Moscú tenían una “responsabilidad especial” en el agravamiento de esta amenaza.

    Como respuesta al lanzamiento norcoreano, Estados Unidos y Corea del Sur llevaron a cabo el sábado un ejercicio militar conjunto y Seúl anunció la aceleración del despliegue en su territorio del escudo antimisiles estadounidense, THAAD.

    Pekín advirtió inmediatamente que esto solo “complicará más la situación”.

    Respecto al comercio, Estados Unidos denuncia las medidas consideradas proteccionistas de Pekín, a las que achaca el déficit comercial abismal con el gigante asiático (casi 310,000 millones de dólares el año pasado).

    No hay comentarios

    Dejar respuesta