Con jerarquía, Pumas se impone a Saprissa y avanza a los cuartos de final de Concachampions

  • Pumas resolvió de gran forma su eliminatoria al derrotar a Saprissa, y así acceder a los cuartos de final de la Liga de Campeones de Concacaf

MÉXICO — Pumas apeló a las dos figuras que le quedaban para el juego ante Saprissa, y es que Alan Mozo y Juan Dinenno sentenciaron la eliminatoria 4-1 ante el Saprissa para poner a los auriazules en los cuartos de final de la Liga de Campeones de la Concacaf.

Horas antes del silbatazo inicial llegaron las malas noticias para los felinos, pues Alfredo Talavera y Nicolás Freire quedaron fuera por lesión, por lo que Mozo y Dinenno fueron las únicas figuras relevantes en el plantel de Andrés Lillini. Ambos no le fallaron a su estratega, pues sentenciaron el pase a la siguiente ronda.

Mozo saltó como capitán y su liderazgo quedó plasmado ante un Estadio Olímpico Universitario que presentó banderas y pancartas de apoyo a su equipo. Los de casa no se intimidaron y desde el inicio fueron al frente.

Arturo ‘Palermo’ Ortiz abrió el marcador con un cabezazo que ilusionó a los suyos. El zaguero central demostró, una vez más, estar a la altura del reto y fue, junto con Mozo, quien tomó el mando del equipo desde el fondo. Su festejo fue con todos sus compañeros.

Sin embargo, Ryan Bolaños puso un freno a la fiesta felina, pues hizo el tanto del empate que hizo soñar al Saprissa, quienes no se conformaron y quisieron incomodar a Julio González, quien suplió a Talavera en los tres postes.

Pero conscientes de lo que estaba en juego, Lillini hizo algunas modificaciones y los jugadores entendieron la responsabilidad. Mozo y Dinenno fueron de los más activos, y es que el ‘9’ felino hizo el segundo del partido luego de recibir un centro de Jerónimo Rodríguez que definió de media vuelta a primer poste. Su tanto ilusionó a toda Ciudad Universitaria.

Minutos después puso la cereza al pastel, y es que metió un cabezazo tras centro de Mozo para poner calma a los suyos y que el júbilo estallara en el estadio, pues hizo el doblete y el quinto en el marcador global. Por si no fuera poco, Jose Rogeiro puso el cuarto en el marcador para que la fiesta fuera total.

Con pocos minutos en el reloj, Pumas se relajó un poco a consciencia que de la mano de Mozo y Dinenno, sus dos figuras, lograron clasificar a los cuartos de final de la Liga de Campeones de la Concacaf y ahora se medirán al New England Revolution de la MLS.