Día de pesadilla para Ferrari en casa: Fuera del podio y ceden ventaja ante Red Bull

  • Charles Leclerc acabó sexto y Carlos Sainz abandonó en la primera vuelta.

Ferrari vivió una pesadilla en casa. El GP Emilia Romagna fue un dolor de cabeza para los locales, que terminaron fuera del podio y cedieron ventaja ante Red Bull que recortó distancia en los dos campeonatos.

Las expectativas estaban puestas en que sería un día redondo para los italianos. Sin embargo, no pudieron cumplir ante su público y se llevaron un sabor amargo.

Las tomas de la transmisión sobre Charles Leclerc dejaron en evidencia la frustración en el Cavallino Rampante. Un rostro de desconcierto fue el resumen de todo lo que vivieron los ‘tifosi’ en su hogar.

Todo empezó a salir mal para Ferrari desde la arrancada. En un impetusoso inicio, Carlos Sainz buscó escalar a las primeras posiciones; pero en el duelo con Daniel Ricciardo acabó por perder.

Una colisión con el de McLaren propició la aparición del safety car. Si bien Ricciardo pudo reincorporarse después de quedar fuera de la pista ,el español ya no pudo regresar a la actividad. Un abandono que dejó la puerta abierta para se redujeran diferencias en el Campeonato de Constructores.

Parecía que Leclerc podía darle una mínima alegría a los ‘tifosi’ y sumar valiosas unidades para extender su ventaja por el título. El piloto había presionado en varios momentos a Sergio ‘Checo’ Pérez en la lucha por el segundo sitio y en el cierre de la carrera no fue la excepción.

Con los cambios a neumáticos rojos, Leclerc intentó superar al mexicano. De hecho, los tiempos del nacido en Mónaco lo ponían con la vuelta rápida. Desafortunadamente para la Scuderia, un trompo lo hizo estrellarse contra la barrera de la chicana.

Los daños en la parte frontal del auto provocaron que el líder tuviera que ir a los pits. Tras la parada, salió en noveno sitio y aunque intentó remontar, apenas le alcanzó para ser sexto. Red Bull golpeó fuerte y ahora Ferrari buscará la redención en Miami.