Economía de México entra en ‘recesión técnica’, según estimación oportuna de Inegi

  • El PIB nacional se contrajo 0.1% en el último trimestre de 2021, de acuerdo con cifras del instituto.

La economía de México se contrajo 0.1 por ciento en el último trimestre de 2021 comparado con el trimestre anterior, lo que pone al PIB en una ‘recesión técnica’.

Una contracción de dos trimestres consecutivos significa una ‘recesión técnica’. de acuerdo con especialistas. Cabe recordar que en el tercer trimestre, el PIB se contrajo 0.4 por ciento en comparación con el trimestre anterior, con lo que se interrumpió la racha de un año de cuatro trimestres consecutivos con ganancias, esto de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Una contracción de dos trimestres consecutivos significa una ‘recesión técnica’, esto de acuerdo con algunos analistas.

Instituciones como Bank of America anticiparon la entrada en recesión técnica: la firma pronosticó una caída anual de 1.9 por ciento en el cuarto trimestre, luego de una contracción de 5.2 por ciento en el tercero. Este factor llevó al banco a ajustar a la baja su previsión de crecimiento en 2022 para México, que pasó de 2.5 a 1.5 por ciento.

En el cuarto trimestre, por sectores, el primario (que engloba actividades de agricultura y ganadería) subió 0.3 por ciento; el secundario (relacionado con la industria) avanzó 0.4 por ciento, y el terciario (que tiene que ver con servicios, como el turismo) se contrajo 0.7 por ciento.

El dato final del cuarto trimestre de 2021 se dará a conocer el próximo 25 de febrero, cuando el Inegi publique las cifras revisadas, por lo que la contracción de 0.1 por ciento puede cambiar.

¿Qué es una recesión técnica y por qué sitúa a México en ‘la cuerda floja’?

Los datos dados a conocer por el órgano autónomo, colocan al país es una recesión técnica. Pero, ¿qué significa eso? “Son dos trimestres consecutivos de caídas en el PIB”, apuntó Gabriela Siller, directora de Banco Base.

Siguiendo esta definición, el país entró en una recesión técnica porque en el tercer trimestre del 2021, el PIB se contrajo 0.4 por ciento en comparación con el trimestre anterior.

Instituciones como Bank of America anticiparon la entrada en recesión técnica: la firma pronosticó una caída anual de 1.9 por ciento en el cuarto trimestre, luego de una contracción de 5.2 por ciento en el tercero. Este factor llevó al banco a ajustar a la baja su previsión de crecimiento en 2022 para México, que pasó de 2.5 a 1.5 por ciento.

“Se puede clasificar a una recesión en ligera o grave, corta o larga, natural o inducida, esta última cuando es generada por un choque externo, o por la torpeza en la conducción de la política económica”, señaló Ernesto O’Farrill S, analista económica y presidente de Bursamétrica.

Ahora bien, ¿por qué debería preocupar al país un fenómeno de este tipo? De acuerdo con el especialista, “estos periodos de contracción naturales se atribuyen principalmente a un desequilibrio entre la inversión y el ahorro, y corresponden a lo que se llama recesión, misma que tiene múltiples manifestaciones de caídas en el empleo, en la inversión, en la producción y otras variables”.

“El deterioro se debe a la contracción de la inversión, por una serie de choques externos e internos, por una errática política económica, y por el clima de desconfianza creciente entre los agentes económicos”, añadió.

Los datos dados a conocer este lunes por INEGI, indican que el PIB estimado de las actividades terciarias se redujo 0.7 por ciento, mientras que el de las actividades secundarias avanzó 0.4 por ciento y el de las primarias creció 0.3 por ciento en el cuarto trimestre de 2021 con relación al trimestre que le precede.