En riesgo de expropiación, 12,000 megawatts de energía limpia por reforma eléctrica: Coparmex

Son 12,000 megawatts de energía limpia los que están en riesgo de una expropiación indirecta de aprobarse la iniciativa de reforma eléctrica en sus términos, y las empresas extranjeras no sólo van a demandar, van a ganar, señaló la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex).

En alusión a la declaración realizada el 15 de octubre por el director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett Díaz, sobre que no se pagarán indemnizaciones a los privados de darse la cancelación de contratos, el presidente de la Coparmex, José Medina Mora, aseguró que la postura de las empresas estadounidenses y canadienses es que bajo el T-MEC, México sí estaría obligado a resarcir el daño.

“En Estados Unidos y Canadá, pues tienen la claridad de que en caso de que así sea aprobada esta reforma constitucional, viola lo que está firmado el tratado de libre comercio, (…) tendrán estas empresas la posibilidad de poner las demandas, y que según ellos estas demandas serán ganadas y tendremos como país que pagar esas indemnizaciones”, comentó en conferencia de prensa.

Carlos Aurelio Hernández, vicepresidente de la Comisión de Energías Renovables de la Coparmex, indicó que están en riesgo 12,000 megawatts con estas expropiaciones indirectas que se darían con la reforma eléctrica, mismos que se han instalado a partir de 2013 con la reforma energética de Enrique Peña Nieto.

Son 7,000 megawatts de energía eólica y 5,000 de solar que se impulsaron para la transición energética, son indemnizaciones de miles de millones de dólares, Hernández refirió que con esto ya suena el término de CFEproa.

Medina Mora agregó que México se convertiría en un destino no fiable para las inversiones por la falta de certeza jurídica y porque sería poco competitivo por el incremento en los precios de la energía que traerá esta reforma eléctrica.

La Coparmex dijo que está a favor de fortalecer a la CFE, pero también que se requiere que sea eficiente y rentable, se garantice el suministro eléctrico y precios accesibles.

El organismo empresarial reveló que no tiene un plan B en caso de ser aprobada la reforma eléctrica del presidente Andrés Manuel López Obrador, pero confían que puedan llegar a un acuerdo a través del diálogo.

Ante esto, anunció que del 27 al 29 de octubre los empresarios realizarán mesas de diálogo abierto sobre la reforma eléctrica y sus impactos, donde representantes de seis de los siete partidos políticos ya han confirmado su participación, únicamente Morena no lo ha hecho.

“Habrá algunas empresas que con estos costos decidan ya no invertir en nuestro país ya vimos que hubo pues esta planta de Tesla que venía y que al ver este entorno de los costos de la energía eléctrica decidió mejor irse a Texas”, advirtió el presidente de la Coparmex.