Novartis le ‘echa una mano’ a Pfizer para reducir desabasto de vacunas COVID

Novartis, la farmacéutica suiza, acordó esta semana ayudar a producir la vacuna COVID desarrollada por Pfizer y BioNTech, impulsando los esfuerzos para satisfacer la demanda en medio de preocupaciones sobre las limitaciones de suministro.

La producción comenzará en el segundo trimestre de este año, con una entrega estimada para el tercer trimestre, según un comunicado de la compañía publicado el viernes. Para esto, el gigante farmacéutico dependerá de las instalaciones de fabricación en un sitio en Stein, Suiza.

El director ejecutivo, Vas Narasimhan, le dijo a Bloomberg el jueves que Novartis estaba en conversaciones con un grupo de compañías para ayudar a producir vacunas o tratamientos contra el nuevo coronavirus mientras la industria se moviliza para aumentar el suministro en medio de luchas por el acceso.

La farmacéutica francesa Sanofi informó a principios de esta semana que le dará acceso a BioNTech a una planta de producción en Frankfurt después de que su propia investigación fracasara.

La alemana Merck también está considerando varias formas de ayudar a la empresa de biotecnología a aumentar la capacidad, incluida la etapa de llenado y acabado de la producción de vacunas, según un portavoz.

Según el nuevo acuerdo, Novartis planea tomar material de ARN mensajero a granel, el ingrediente activo de BioNTech, y llenarlo en viales. No se revelaron las cantidades.

“Esperamos que este sea el primero de una serie de acuerdos de este tipo”, comentó Steffen Lang, jefe de operaciones técnicas de Novartis, en un comunicado.